Kalanchoes y Adelfas, ¿no son plantas para tener en tu jardín?

Ya sois muchos los que me habéis hablado por redes del tema y la controversia que causa. El Kalanchoe Daigremontiana como cura para ciertas enfermedades, como planta tóxica y como planta invasora de ecosistemas. La Adelfa como planta ornamental muy usada pese a su altísima toxicidad.

Empecemos por la Adelfa, también conocida como laurel de flor o trinitaria, es una planta arbustiva (de origen mediterráneo y muy resistente a las sequías) con hojas de un verde intenso y cuyas mismas hojas, flores, tallos, ramas y semillas son todas ellas altamente venenosas, de ahí que se conozca también como “la planta más venenosa del mundo”. Ocupa el primer puesto debido a que su potente veneno contiene varias toxinas (como la oleandrina) que actúan sobre el corazón. La ingesta por error de esta planta provoca náuseas, vómitos, vértigo, deposiciones, excitación y depresión, convulsiones, arritmias, taquicardias y finalmente la parada cardíaca.

En el transcurso de la Guerra de la Independencia Española (1808), un pelotón de soldados de Napoleón paró para asar carne utilizando estacas de adelfa que encontraron alrededor del campamento temporal. Este gesto provocó que 8 soldados murieran y los otros cuatro quedaran gravemente intoxicados. Desde entonces han sido numerosas las intoxicaciones sufridas por causa de esta planta, las mas graves y habituales entre senderistas que en su desconocimiento siguen usando sus hojas y troncos como leña.

La Adelfa es toxica por su ingesta o por inhalación del humo de su quema, pero también puede causar intoxicaciones de otras formas. Por ejemplo en muchas personas, un arañazo con esta planta se comporta como si sufrieses una reacción alérgica, con dolos, cosquilleos y demás molestias.

Por otro lado el Kalachoe Daigremontiana, una planta que se ha popularizado mucho debido a diferentes propiedades medicinales que se le atribuyen, muchas de ellas sin estudios positivos y registrados que los avalen. En cuanto a este tema no entraré en desmentir o debatir, solo recalcar que todos los consumidores de esta planta deben tener precaución con la planta, ya que contiene Daigremontianina una sustancia tóxica. Además de siempre controlar la dosis, hacer hincapié en que incluso los que recomiendan su consumo especifican que no debe ser continuado en el tiempo, solo como tratamiento puntual.

Las especies de la familia Crassulaceae son una de las principales fuentes de glucósidos cardíacos bufadienólidos (incluyendo daigremontianina); responsables de aproximadamente el 33% de la mortalidad del ganado por envenenamiento con plantas en Sudáfrica. Los bufadienólidos de las crasuláceas causan envenenamiento cardíaco, pero dosis subletales repetidas causan una afectación llamada cotiledonosis, una intoxicación que afecta al sistema nervioso y muscular de animales pequeños, en particular, las ovejas en la zona de Karoo de África del Sur.

De igual modo el principal problema de esta planta es su faceta como planta invasiva, que se adapta muy bien a todas las condiciones, desplazando y acabando con la vegetación autóctona, con el importante declive del ecosistema que esto conlleva. El término kalanchoe posee del chino “Kalan – Chowi” que podría traducirse así “que cae y se desarrolla”, esta planta posee este nombre porque siempre ha sido considerada como una mala hierba debido a su facilidad de reproducción y a su comportamiento invasivo.

El cultivo doméstico de esta planta es legal pero no esta permitida su introducción al medio natural. Es una planta bastante invasiva, que por ejemplo ha comenzado a poblar las islas Galápagos, favoreciendo la degradación del ecosistema de estas islas. También en muchas otras zonas se han tenido que realizar trabajos de eliminación, en España por ejemplo en zonas costeras, Huelva y Levante principalmente.

Esta planta es muy resistente a la sequía. Es curioso, no tiene raíz profundizadora, es probable que pueda aprovechar la humedad relativa mayor de las horas frías y en la Galápagos el efecto de la humedad marina.

Por todo esto si quieres cultivar Kalanchoe deberías tener mucho cuidado para evitar que alguno de sus miles de hijuelos se establezca en tu ecosistema y se expanda. En cuanto a la Adelfa… solo tiene valor ornamental y hay muchísimos sustitutos que no son peligrosos, se debería de intentar recurrir a ella como último recurso siempre, especialmente si tienes niños o animales en casa (o colocas la planta donde sea accesible para hijos o animales de vecinos, no lo olvides, hay que pensar en los demás también).

 

 

Anuncios

Un comentario sobre “Kalanchoes y Adelfas, ¿no son plantas para tener en tu jardín?

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: